1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

  280. Número 280 · Enero 2022

  281. Número 281 · Febrero 2022

  282. Número 282 · Marzo 2022

  283. Número 283 · Abril 2022

  284. Número 284 · Mayo 2022

  285. Número 285 · Junio 2022

  286. Número 286 · Julio 2022

  287. Número 287 · Agosto 2022

  288. Número 288 · Septiembre 2022

  289. Número 289 · Octubre 2022

  290. Número 290 · Noviembre 2022

  291. Número 291 · Diciembre 2022

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Periodismo 'Blow Job'

Se acabó

Pilar Ruiz 28/12/2016

<p>Marcha estatal contra las violencias machistas, en noviembre de 2015.</p>

Marcha estatal contra las violencias machistas, en noviembre de 2015.

Luis Hidalgo/Flickr

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

---------------------------------
En enero CTXT deja el saloncito. Necesitamos ayuda para convertir un local en una redacción. Si nos echas una mano grabamos tu nombre en la primera piedra. Del vídeo se encarga Esperanza.

Donación libre:

---------------------------------

Nadie dijo que fuera fácil: venimos de donde venimos.

“La mujer casada podrá comprar bienes inmuebles”

“La desaparición de la licencia marital, con la ley de Reforma del Código Civil, de 2 de mayo de 1975, se veía limitada en la práctica por la permanencia del papel del marido como administrador de la sociedad de gananciales y por la resistencia de notarios y registradores, a la hora de legalizar compras de la mujer casada en régimen de gananciales, sin que se probara la privaticidad del dinero del pago. (...) La Dirección General de Registros y del Notariado de Madrid ha hecho pública ayer una resolución, fechada el día 8 de febrero, que decide la plena facultad de la mujer respecto a sus propios bienes, aun cuando sea casada y en régimen de gananciales. Según esta disposición, la mujer casada puede comprar al contado bienes inmuebles, por sí sola y sin consentimiento del marido. (…) Ni la ley de 1975 ni esta nueva disposición adicional resuelven, con todo, la plena capacidad de la mujer, porque le discriminan todavía con respecto a los bienes gananciales, de los que la mujer sólo puede disponer en ese apartado que se conoce como cesta de la compra. (…) Quiere esto decir que la mujer, pese a esta reforma, no puede disponer del total de su sueldo, ni de las rentas de sus propiedades privativas, mientras su marido, administrador nato, tiene plena libertad para todo excepto para la venta sin consentimiento. ” (El País,Rosa María Pereda, 18-12-1977).

Sí, no han leído mal: la noticia firmada por Rosa Pereda es del año 1977. La canción Se acabó, de María Jiménez, considerada un himno protofeminista, alcanzó el éxito un año después, en 1978, y quizá no por casualidad. La canción de Manuel Sánchez Pernía para la voz desgarrada de la gran Jiménez cuenta la confesión de una mujer que abandona a un hombre después de sufrir maltrato: “Porque yo me lo propuse y sufrí/Como nadie había sufrido y mi piel/Se quedó vacía y sola, desahuciada/En el olvido y después/De luchar contra la muerte empecé/A recuperarme un poco y olvidé/Todo lo que te quería y ahora ya.../Ahora ya mi mundo es otro”. Que una mujer decidiese dejar a su pareja parecía entonces el colmo de la liberación feminista. Recordemos que la ley de divorcio fue aprobada en 1981 con el voto en contra de AP, actual PP; mientras que la primera ley del aborto es de 1985, también con el voto contrario de los populares. (Solo la Segunda República había despenalizado el aborto terapéutico y permitido el divorcio. Fue breve, como bien sabemos) Y en 2004 --mucho tiempo después-- se aprueba la Ley de violencia de género.

“El presupuesto para la prevención de la violencia machista se recorta un 26% desde 2010”

El programa específico para igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres pierde un 61% de sus fondos en una década” (Eldiario.es,31-8-2015). 

“La mitad de los pensionistas cobran menos del salario mínimo. Suman casi cinco millones de personas, con las mujeres representando el 70%” 

(La Vanguardia, 26-12-2016).

Estaba todo ahí, para quien quisiera verlo. Pero algo ha cambiado. Y son los mismos periodistas quienes --por fin-- critican los tratamientos informativos sexistas, como el del asesinato de Victòria Bertran a manos de su marido. Sana autocrítica, pues hasta hace muy poco, los medios de comunicación callaron --o acallaron-- la violencia de género y sus consecuencias reflejando el silencio social imperante durante décadas. Muy pocos, muy pocas, alzaban la voz. La desigualdad, el acoso, la violencia machista e incluso el asesinato de una mujer eran asuntos privativos, personales; no una amenaza pública. 

“La injustificable normalización del machismo entre periodistas”

El crimen machista cometido por Alfons Quintà evidencia el tratamiento condescendiente de los medios cuando se trata de un personaje relevante. (…) El tratamiento periodístico que una amplísima mayoría de los medios de este país ha dado a este asesinato machista cometido con una escopeta de caza por el periodista Alfons Quintà, de 73 años, así como el conocimiento que prácticamente todos los allegados al reputado profesional de la información y a su víctima tenían de su condición de presunto maltratador habitual ha encendido las alarmas respecto al silencio o incluso condescendiente complicidad con que se ha abordado la condición de machista del histórico periodista catalán. Sirva como ejemplo la crónica de El Español firmada el miércoles 21 de diciembre por Carlos Quílez y titulada “Quintà mató a su mujer mientras ella dormía”. En el subtítulo recalca el redactor que el criminal cometió el asesinato “presa de un ataque de celos” antes de suicidarse. Ya en el cuerpo de la noticia, el redactor apunta: “Celos, reproches, supuestas infidelidades y la posibilidad de una separación en ciernes sobrevolaba ese matrimonio”. Poco más se puede añadir al tratamiento informativo que este medio ha dado de un caso paradigmático que certifica las dos varas de medir que el periodismo en general aún suele tener en los casos de violencia de género. (…) Un último titular. En este caso de El País: “Un juzgado de violencia machista investiga la muerte de la mujer del periodista Alfons Quintà”. Aún se habla de “muerte” de la “mujer” de, eso sí, el famoso Alfons Quintà. Implícitamente aún le cabe alguna duda al periodista que firma la información, Jesús García, de que Victòria –así se llamaba la verdadera protagonista de la luctuosa noticia– no murió en un caso de violencia de género más, y por eso incide en la supuesta novedad de que un juzgado de violencia de género se haga cargo del caso inmediatamente. Y para titular digno de un estudio psicológico el de Fernando Baeta en El Español: “El hombre excesivo”. Sobran comentarios al respecto, por mucho que en el cuerpo de la columna de opinión Baeta intente reflexionar sobre las razones que llevaron a Quintà a cometer el crimen, si es que puede haber alguna. “Al final nunca sabemos lo que pasa por la cabeza de nadie”, justifica Baeta en su artículo”l 

(Natalio Blanco, Cambio 16, 22-12-2016)

María del Carmen Ginés, Ana Enjamio, Elena Marcu, Victòria Bertran y con ellas otras 40 mujeres este año, no han fallecido ni han muerto: fueron asesinadas. 

“Cuatro mujeres asesinadas por violencia de género en cuatro días en España” 

(Huffington Post, 20-12-2016)

“Minuto de silencio en 52 ambulatorios de Barcelona contra el asesinato de Victòria Bertran” (Europa Press, 20 diciembre)

“El asesino de Victoria” 

“Alfons Quintá era ese tipo de directivo capaz de ridiculizar a quien no cumpliera sus designios, vejándolo en público. Así era Quintá y así ejerció de director de El País, TV3, El Observador o El Mundo, entre otros medios y empresas. Y lo hizo gracias al silencio vergonzante de sus congéneres masculinos que jamás tuvimos arrestos para denunciarle. El machismo lo convirtió en asesino.”

(Alberto Sáez, El Periódico, 22-10-2016)

El asesinato es la punta del iceberg de la violencia y discriminación sistemáticas enquistadas en nuestra realidad. El resto es una montaña de hielo sumergida. A veces, esa parte oculta sale a la luz.

“El empresario denunciado por Teresa Rodríguez: "Tenía unas copitas, me pasé siete pueblos" "Estaba ebrio", ha intentado excusarse Manuel Muñoz, reconociendo que se abalanzó sobre la diputada andaluza, le puso la mano en la boca y simuló darle un beso.” (Público, 23-12-2016).

“Dimite el empresario que acosó a Teresa Rodríguez”

“La Cámara de Comercio ha explicado que el comité ejecutivo han decidido adoptar esta medida ante una actuación "reprobable y de ofensa" (La Razón, 24-12-2016)

Las asociaciones feministas tan insultadas, vejadas y amenazadas, ya no están solas. No hace falta ingresar en una organización ni militar en Femen; hay muchas formas de activismo. El “cuñao antifeminista' está cada vez más cercado; él sí que es objeto de mofa y burla. Y lo sabe.

“Facebook reabre la página feminista de 'Locas del Coño”

“Las administradoras señalaban a "un acoso machista organizado y sistemático" como motivo del cierre y Facebook les ha devuelto el perfil. "Informamos de que estábamos siendo víctimas de un ataque masivo", asegura un de las integrantes del colectivo. "Anda que no les jode quedar 'invisibilizadas', aseguraba un usuario de foros en los que es frecuente encontrar hilos machistas. "Ahora a por la cuenta de Twitter" (eldiario.es, 22-12-2016) 

A pesar de la discriminación y de los recortes selectivos, a pesar de la Historia, de la involución neo-mega-supra conservadora, de Trump, Putin y el ISIS; a pesar de los fascismos acechando en media Europa y de sus primos pequeños escondidos en Forocoches y en los comentarios cobardes a las noticias (“Deje un comentario... y demuestre que es usted un machista ignorante, cobarde y resentido”) habrá cada vez menos prosistas cipotudos y articulistas cavernarios y sí más denuncias, dimisiones y boicots mundiales a quienes pretendan mantener las cosas como eran antes, como fueron siempre; habrá cada vez más reivindicaciones, manifestaciones, voces en las redes sociales, hombres que afeen las conductas que les son ajenas, madres que eduquen a sus hijos, hijas que eduquen a sus padres, más fotografías de mujeres en puestos de responsabilidad y de gobierno y más artistas premiadas, más científicas reconocidas, más expertas consultadas, más, más. 

Y cada día, cada semana, cada año, veremos cómo la impunidad y el silencio se hacen tan pequeños como los miserables que los imponían. Entonces, quienes todavía quieran convertir a las mujeres en víctimas, objetos sexuales o arquetipos de sumisión quedarán reducidos a una minoría patética, ridícula, el vestigio innombrable de un pasado vergonzante. El mundo, al menos una gran parte, ya es otro. Digámoslo cuantas veces haga falta: se acabó.

A Carrie Fisher, la princesa que no necesitaba príncipe, In Memoriam

---------------------------------
En enero CTXT deja el saloncito. Necesitamos ayuda para convertir un local en una redacción. Si nos echas una mano grabamos tu nombre en la primera piedra. Del vídeo se encarga Esperanza.

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Pilar Ruiz

Periodista a veces y guionista el resto del tiempo. En una ocasión dirigió una película (Los nombres de Alicia, 2005) y después escribió tres novelas: "El Corazón del caimán", "La danza de la serpiente" (Ediciones B) y "El jardín de los espejos". (Roca, 2020).

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí