1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

  280. Número 280 · Enero 2022

  281. Número 281 · Febrero 2022

  282. Número 282 · Marzo 2022

  283. Número 283 · Abril 2022

  284. Número 284 · Mayo 2022

  285. Número 285 · Junio 2022

  286. Número 286 · Julio 2022

  287. Número 287 · Agosto 2022

  288. Número 288 · Septiembre 2022

  289. Número 289 · Octubre 2022

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Un bono eléctrico social, pero no tanto

El Gobierno limita las ayudas para el recibo de la luz a consumos muy inferiores a los de las familias en riesgo de exclusión y pretende que comunidades y ayuntamientos paguen parte de la medida sin negociarlo antes ni mejorar la financiación

Eduardo Bayona 30/06/2017

<p>Central eléctrica. </p>

Central eléctrica. 

PIXBAY

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

Espacio realizado con la colaboración del
Observatorio Social de “la Caixa”.

¿Qué tendrá el bono social eléctrico para dar tanta garrampa en un país en el que casi cuatro millones y medio de personas (hasta el 15% de la población, según un estudio de Ecodes) sufren pobreza energética, en el que el exceso de frío o de calor provoca entre 2.400 y 9.600 muertes cada año, en el que las compañías cortan el suministro por impago a más de 650.000 familias y en el que más de 3.000 personas acaban cada año en el cuartelillo o en el juzgado por sustraer fluido eléctrico?

Los ejecutivos de José Luis Rodríguez Zapatero hicieron muy beneficiosa para los propietarios de chalets y segundas residencias una medida aparentemente concebida como inclusiva en los inicios de la crisis (2009), y los de Mariano Rajoy, que lo retocaron en 2014, pretenden ahora ponerle tantas restricciones que lleva camino de no beneficiar al grueso de las familias a las que va teóricamente dirigido. De hecho, espera que ni siquiera la mitad de ellas se apunte.

Entre diseño y diseño, el Tribunal Supremo tumbó su sistema de financiación al considerarlo discriminatorio, ya que casi el 80% de los costes recaían sobre Endesa (41%) e Iberdrola (38%) mientras Gas Natural-Fenosa cubría otro 14%, E.On un 2% y 23 compañías se hacían cargo del 5% restante. Sin embargo, el Gobierno sigue decidido, como el primer día, a no asumir los costes de esta medida, que oscilan entre los 180 y los 200 millones anuales, mientras estudia cómo devuelve a las compañías las tres anualidades por las que litigaron (de 2014 a 2016).

“El coste total estimado de las medidas contenidas en este real decreto no tiene impacto presupuestario, pues no existen costes específicos que determinen la necesidad de una dotación o incremento en las correspondientes partidas presupuestarias”, señala la Memoria Justificativa del nuevo sistema, ratificada por el hecho de que los Presupuestos Generales del Estado no prevean ninguna medida para financiar el bono.

si las eléctricas no lo pagan y el Estado tampoco, ¿quién va a financiar esta medida cuyo coste cifra el Gobierno en 236 millones anuales?

¿Quién paga?

Entonces, si las eléctricas no lo pagan y el Estado tampoco, ¿quién va a financiar esta medida cuyo coste cifra el Gobierno en 236 millones anuales? Según la Asociación Estatal de Directoras y Gerentes en Servicios Sociales, “la auténtica genialidad del Ministerio y de las eléctricas consiste en que se evitará el corte de suministro eléctrico a los hogares que acrediten la condición de vulnerabilidad severa… ¡si los servicios sociales (locales o autonómicos) abonan la factura!” De hecho, la nueva norma prevé que las compañías paralicen los procedimientos de corte si estos cubren el 50% de la factura, con lo que “las eléctricas tendrán a quien culpar en caso de corte de suministro (los servicios sociales que no quisieron pagar la factura) y los servicios sociales que atienden ya a más de 8 millones de personas al año recibirán toda la presión de la demanda”, sostiene la asociación.

La entidad pronostica varios efectos perversos de este modelo, entre los que destaca su “importante impacto presupuestario”, de alrededor de 300 millones anuales, en unos ayuntamientos y comunidades que ahora destinan 3.500 a programas de inclusión, a lo que se añade “una sobrecarga de gestión imposible para los servicios y para los profesionales “. Eso, siempre que lo asuman, ya que “no hay garantía de asunción por las administraciones con servicios sociales, lo que generará graves desigualdades territoriales en el abordaje final del asunto”, el cual, por otra parte, no ha sido “previsto ni pactado en el seno del órgano que debía haber conocido y abordado el asunto (Consejo Territorial de Servicios Sociales)”.

Eso, en cuanto al primer 50%, cuyo ingreso deberán notificar las empresas a la CNMC (Comisión Nacional del Mercado de la Competencia). La otra mitad será costeada por las eléctricas con una fórmula tan particular que más pronto que tarde acabará en los tribunales: aportarán fondos todas las comercializadores y distribuidoras en función de su número de clientes, sin tener en cuenta su volumen de negocio, ni los consumos ni, tampoco, el hecho de que en el mercado libre, el único en el que operan las nuevas cooperativas y las pequeñas compañías (las grandes lo compaginan con el regulado), no cabe el bono social.

Los dos modelos

Inicialmente, el bono social conllevaba descuentos de la cuarta parte de la diferencia entre la TUR (Tarifa de Último Recurso) y el precio de mercado de la energía para las familias numerosas, los pensionistas mayores de 60 años que tuvieran la prestación como único ingreso, a los hogares con todos los miembros en paro y a las viviendas con una potencia instalada inferior a 3.000 kilovatios. Y no funcionó. O sí, según se mire: el endurecimiento de los controles borró de la lista en seis años a más de 700.000 de los 2,5 millones de casas cuyos propietarios se habían acogido por el último motivo, que resultaron ser segundas viviendas, mientras que solo 320.000 pensionistas lo hicieron, cuando más de cinco millones de hogares españoles tienen un subsidio como ingreso principal, y 76.000 casas sin empleo (hay 1,4 millones) se beneficiaban en plena crisis de la medida, a la que se acogían más de 200.000 familias numerosas.

El nuevo modelo, que omite referencias a medidas de eficiencia energética, elimina el acceso al bono por baja potencia, inexistente en el mercado libre al que los comerciales de las compañías arrastran a sus clientes mediante las ofertas puerta a puerta, y por estar todos los miembros en paro, y lo mantiene para pensionistas (ahora sin límites de edad) y para familias numerosas.

Para el resto de familias, sin tener en cuenta cuántos adultos hay en la casa ni su situación, y contabilizando a los menores solo en el caso de que estos sean hijos, establece tres tramos de rentas con el límite en 18.637 euros anuales y descuentos de hasta el 40% del recibo, que llegan al 100% para los grupos en riesgo de exclusión. Y limita el beneficio a unos tramos de consumo de cien kilovatios al mes en casas sin niños, 140 para viviendas con uno y para pensionistas, 170 para casas con dos muchachos y, en un notable salto, 300 para familias numerosas.

Por encima de esas magnitudes, pagarán la energía a precio de mercado, lo que, en la práctica, entraña un elevado riesgo de que buena parte de los eventuales beneficiarios del bono social eléctrico no lo sean. Un estudio de Ecodes, que desarrolla un programa de eficiencia energética con familias vulnerables en 14 ciudades españolas, cifra en 231 kilovatios el consumo medio mensual de estas familias, que se eleva notablemente en la mitad norte del país en invierno por el uso de sistemas de calefacción eléctrica en viviendas con deficiencias de aislamiento, y en verano en el sur por la refrigeración.

Eso significa que el bono, para el que el Ministerio de Energía prevé una “tasa de aceptación” del 45% entre los 5,5 millones de eventuales beneficiarios, solo cubriría los primeros días del mes en esas épocas del año y en esos ámbitos geográficos.

------------------

Espacio de información realizado con la colaboración del Observatorio Social de “la Caixa”.  

Espacio realizado con la colaboración del
Observatorio Social de “la...

Autor >

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

1 comentario(s)

¿Quieres decir algo? + Déjanos un comentario

  1. Greg Hunterinbells

    A veces episodios como la supresión de las subastas CESUR por el ministro Soria nos llevan a pensar que gobierno y eléctricas son poderes antagónicos, cuando en realidad rara vez ha sido así. Como puede verse en este enlace [http://unalatadegalletas.blogspot.com.es/2017/06/por-que-nos-cuesta-tan-cara-la-luz.html]gobierno y eléctricas llevan caminando de la mano desde comienzos del siglo XX, haciendo recaer el peso de sus decisiones sobre otros (contribuyentes, clientes, etc)...justo lo que pretenden ahora.

    Hace 5 años 2 meses

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí