1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

LA VITA NUOVA

Pactos tengo

La opción lo-que-sea-pero-con-JxC parece ser, esta mañana a primera hora, la más posible. El Govern resultante sería mítico, sustentado en el lenguaje y el símbolo. Algún entrenador del procesismo debería plantearse distanciarse de los mitos

Guillem Martínez 27/02/2021

<p>Laura Borràs en el acto central de campaña en Vic (Barcelona).</p>

Laura Borràs en el acto central de campaña en Vic (Barcelona).

Julio Díaz (JuntsxCat)

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

1- Johan Cruyff definía el trabajo de entrenador de fútbol como el mejor del mundo: “son solo 15 minutos a la semana”. Esto es, los 15 minutos de la media parte de un encuentro, cuando es preciso reformular el encuentro, pues la realidad ha sido otra a la prevista. La-realidad-ha-sido-otra-a-la-prevista, por otra parte y cambiando de tema, es algo que sucede tanto que podría ser el título de la autobiografía de todo el mundo. Pero no se vendería como polos.

2- Tras las elecciones cat la realidad ha sido otra a la prevista. En un sistema multipartidista es en ese momento cuando se inicia la media parte. Es el momento en el que los entrenadores deberían ponerse al tajo y hacer cambios. Y eso es lo que está pasando. Aproximadamente. 

3- Lamentablemente, un camello es aproximadamente un caballo, un niño es aproximadamente un adulto, tu pareja es aproximadamente alguien desconocido, aproximadamente alguien desconocido es tu pareja. El palabro ‘aproximadamente’ es el que acostumbra a enviarlo todo al garete. Es decir, vete a saber lo que, aproximadamente, está pasando.

4- Para acabarlo de liar, ‘aproximadamente’ es lo que está pasando. Lo que nos conduce de morros al punto 5, también conocido como ‘Aproximadamente no puedo parar’. Si no les apetece una lectura aproximativa de la época, nos vemos en el punto 6.

Una democracia aproximativa, en la que, salvo el voto, poco o nada funciona, es sumamente eléctrica y apasionada

5- Aproximadamente, el sistema democrático –carece de definición, salvo la aproximativa, que soltó Lincoln en Gettysburg– funciona así. Se elige un parlamento, el parlamento elige un Gobierno, y el Gobierno hace unos presupuestos, que vota el parlamento. En la política institucional, toda la tensión democrática y la ideológica sucede en los presupuestos. Aproximadamente. De manera lenta desde 1979, a toda milk desde finales del siglo XX, y a la velocidad del recibo de la luz en el siglo XXI, la cosa está dejando de ser así. El IRPF, la madre del cordero, ha pasado a ser algo aproximado a un IRPF. Es decir, todo lo contrario. Una trampa para asalariados, un objeto inservible para recolectar la riqueza y repartirla. Sin IRPF/reparto unos presupuestos son aproximadamente unos presupuestos. Y, sin ese momento de tensión democrática e ideológica, la tensión democrática y etc. desaparece del punto previsto y aparece, aproximadamente, en todos los otros tramos. Tal vez para disimularlo. Es decir, a lo bestia. Una democracia aproximativa, en la que, salvo el voto, poco o nada funciona, es sumamente eléctrica y apasionada. Consiste en verter tensión democrática e ideológica en el punto elecciones, el punto elección de Gobierno y, en general, en cualquier punto salvo el de presupuestos. Los presupuestos acaban siendo algo tan poco relevante y sin mojo que, en ocasiones, van y, total, se prorrogan. Aproximadamente.

6- Aproximadamente, lo que sucede en Cat es algo común en un país del Sur desde la anterior austeridad y el advenimiento de la posdemocracia. Una vez jubilada, como quién dice, la posibilidad de hacer política en los presupuestos, se hace en todas las esquinas. Lo que podría ser una buena definición de la política, pero no de la política institucional, esa cosa que pasa en 4 esquinas y con 4 gatos. El mito, la sensación de política y cambio, lo llena todo. Lo que explica que el vacío de funciones en el Govern que se creó con la austeridad más calvinista del Estado, en 2012, debe de ser tan descomunal que solo es posible rellenarlo con mitos, el escombro más barato.

7- Los entrenadores cat, que deberían estar haciendo cambios, están haciéndolo aproximadamente. Es decir, están haciendo todo lo contrario. Gestionando mitos.

JXC está en todas las pomadas posibles. Está en la propuesta inicial de ERC, incluso está en la opción que defiende que es posible un Govern con ERC, Comuns y CUP

8- En una sociedad alfabetizada, los mitos se crean a partir de los análisis y de la información. Por lo que percibo, los análisis y la información procesistas tienden a A) hacer énfasis en el hecho, real, de que el procesismo ha sacado un 51% de los votos. Lo que es B) histórico. Lo que C) es cierto. Todo ello orienta a que el Govern que debe surgir de esta media parte debe ser D) procesista. Más concretamente, E), un Govern presidido por ERC, pero en paridad con JxC y, tal vez, con alguien de la CUP. Sería F) una nueva etapa. Asombrosamente parecida a G) la anterior. A saber: H) un Govern compartimentado en partidos que no se hablan –pero que podrían facilitar a sus cuadros, otra vez, I)  estabilidad laboral en el Govern y en los medios públicos–, y que unirían a J) “la gestión del día a día” –ay, uy–, la K) cosa procesista tal y como ha quedado disecada en 2017. La unilateralidad, que en ausencia de movimientos, salvo los míticos y simbólicos, ha quedado reducida al sufrimiento del hombre blanco y su sentimentalización.

9- El punto 8, que puede ser un resumen no tanto de lo que están negociando ERC/JxC/CUP, como de su marco, supone el triunfo del partido perdedor en estas elecciones. JxC. JXC está en todas las pomadas posibles de estos análisis. Está en la propuesta inicial de ERC –un Govern ERC, JxC, Comuns, CUP; es inverosímil; es un camino largo para llegar a un acuerdo con JxC, o un camino más largo aún para que esa posibilidad se pudra, algo poco probable–. Incluso JxC está en la opción que defiende que es posible un Govern de izquierdas y soberanista, con ERC, Comuns y CUP. Que, a temperatura y presión normal, como que no. Necesitaría que Comuns quisiera –está descartado–, y que ERC –ultraliberal en lo económico– se entendiera con CUP. Es decir, que ambos aplazaran las políticas públicas, otra vez, y se dedicaran a emitir simbología y mito unilateralista, que, sin políticas públicas, no diferiría mucho de emisiones de simbología y mitos anteriores. Aún así, JxC tendría que bendecir la misa. Es decir, participar en ella. 

10- La opción lo-que-sea-pero-con-JxC parece ser, esta mañana a primera hora, la más posible. Lo que no sólo prueba que los análisis de los entrenadores son míticos, sino que el posible Govern resultante sería, por tanto, mítico, sustentado en el lenguaje y el símbolo. Una reedición de lo de siempre. Es decir, sin políticas públicas. Algo sumamente inquietante, si pensamos en la evolución vertiginosa de los mitos de JxC. En ausencia de movimientos unilateralistas desde que los anunciaron, en 2012, ha crecido el mito y se ha empequeñecido lo unilateral. Es tan grande el mito que impide ver lo sucedido –o, mejor, lo no sucedido– desde 2012. En la actualidad, esa derecha que parece ser determinante en el pack procesista, da indicios de haber acabado con una fase del catalanismo conservador formulada por Pujol en los 60, mantenida por él en todo momento, y que llegó a impregnar, por décadas, el catalanismo a secas. La asunción de la inmigración como parte de la catalanidad. Aquello de que “es cat todo aquel que vive y trabaja en cat”, que tanto mal rollo evitó en su día. Por lo que veo en medios y artículos procesistas, esa fase se ha dado por concluida. La catalanidad se empieza a definir como la corriente humana que no se mezcló con ninguna inmigración en el siglo XX, más toda inmigración, y sus descendientes, que se sumen a algo que ya no es solo una lengua, un derecho civil y unas costumbres, sino algo que va definiendo esa nueva derecha conforme no define nada más. Ese cambio –en verdad, histórico–, tiene consecuencias. Grandes. Dos. 

Con ese criterio de (pseudo)hegemonía, el procesismo jamás se comerá una rosca. Pero, en efecto, podrá seguir disponiendo de la mayoría de escaños

11- La primera. Se renuncia a la hegemonía. La sociedad sólo ocupa el 50% de la sociedad, por lo que no hay que buscar en ese otro 50% sobrante simpatías o guiños. El resultado es un curioso concepto de hegemonía. Ya no es hegemonía la extensión de una idea en la sociedad, sino en la política institucional y en los medios públicos y concertados. Es decir, la hegemonía prevista no es la hegemonía que describió Gramsci, sino la que le dieron a Gramsci en toda la frente. Con ese criterio de (pseudo)hegemonía, el procesismo jamás se comerá una rosca. Pero, en efecto, podrá seguir disponiendo de la mayoría de escaños y de los medios públicos y concertados. Lo que explica su itinerario. Ganar elecciones. El procesismo es el nuevo autonomismo. Sin necesidad de políticas públicas.

12- La segunda. Excluir de la nación al 50% de la sociedad es algo que, esta mañana a primera hora, están haciendo los republicanos en los USA, a partir de leyes sincronizadas en diversos estados, que evitarían, si triunfan, el acceso al voto a grupos de tradición Demócrata. En el caso Cat, no se excluye el acceso al voto, sino el acceso a las instituciones de algunos de los partidos votados. Sí, uno es Vox. Pero el resto es, exactamente, el resto. Se permite identificar así una ultraderecha excluyente. Pero no dos. Es más, se permite que una de las dos sea determinante e invisible. Y que module estos quince minutos de media parte. Que sus mitos sean determinantes. Lo serán más a partir de este finde, cuando empiezan las manis por un Govern de lo-que-sea con JxC.

Empieza a ser incomprensible, fuera del mito, que ERC no se plantee alejarse de los mitos de la nueva extrema derecha universal, que plantea JxC

13- Hay otros análisis de esta media parte, en los que los mitos participan menos, y que modulan otra realidad. Explican que A) el partido de la cosa convergente ha perdido y B) ERC le ha ganado. Lo que apunta C) la brutalidad en la respuesta de la cosa convergente en defensa de su puesto de trabajo. Explican que D) el 51% del voto procesista, espectacular, lo es menos. Suponen, corregido por la abstención, un 27% del censo. Esto es, E), un 10% menos que en las anteriores elecciones. Poco para hablar de hegemonía, mucho para hablar de su pérdida. Que un grueso de la sociedad –salvo Vox y JxC–, F) prefiere no suprimir al resto de la sociedad. Que H) hay mayoría, y una demanda social, para un Govern de izquierdas, con I) PSC en el Govern, o apoyándolo desde fuera. Que empieza a ser incomprensible, fuera del mito, J) que ERC –un partido que, como todos, en la distancia corta habla normal, sin lenguaje mítico– no se plantee alejarse de los mitos de la nueva extrema derecha universal, que plantea JxC. Que ERC, tras cerca de 10 años –mucho tiempo– de Chicken Game –esto es, de ir consumiendo los mitos de la cosa convergente, ante el terror de quedarse fuera del marco catalanidad–, está a K) una casilla del seppuku, la muerte mítica.

14- En Cat hay la izquierda que hay. Próxima –ERC/PSC– en lo económico al neoliberalismo. Pero hay también el independentismo que hay. Es el procesismo, el autonomismo del siglo XXI, neoliberalismo pero con mitos para una boda y, cada vez, más inquietantes. En pandemia y crisis económica y social, algún entrenador del procesismo debería plantearse distanciarse de los mitos –por no hablar de practicarles, tal y como van quedando, el cordón sanitario–, e intentar crear algo operativo, sustentado en políticas públicas antes que en mitos excluyentes y, por tanto, de odio. Las políticas públicas eran esa cosa que sucedía, aproximadamente, en el momento presupuestos. La izquierda institucional es poco más que eso. Todo eso, y todo lo que conduce a eso, no está pasando por ahora en esta media parte.

Autor >

Guillem Martínez

Es autor de 'CT o la cultura de la Transición. Crítica a 35 años de cultura española' (Debolsillo), de '57 días en Piolín' de la colección Contextos (CTXT/Lengua de Trapo) y de 'Caja de brujas', de la misma colección.

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí