1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

A las calles

El poder traducido en derechos

La industria agoniza en la Bahía de Cádiz. Se trata de elegir entre depender solo del turismo y su chantaje permanente de precariedad o emigración o apostar por una reconversión ecológica justa, innovadora y con empleos de calidad

José María González / David de la Cruz 19/11/2021

<p>Astilleros Navantia en Cádiz (España).</p>

Astilleros Navantia en Cádiz (España).

Emilio J. Rodríguez Posada

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

Para entender las movilizaciones de los trabajadores y trabajadoras de la Bahía de Cádiz que sacuden hoy a la ciudad de Cádiz hay que remontarse en el tiempo. Y no una semana, con el último anuncio del cierre de la planta de Airbus Puerto Real. Ni tampoco a 2013, con los diez detenidos de Astilleros que exigían carga de trabajo. Ni siquiera a 2007, con el cierre de Delphi. Para entender estas movilizaciones hay que remontarse mucho más atrás. En concreto, a finales de la década de los setenta y principios de los ochenta.

BACK FREEDAY. Olvídate de mercachifles. Dona lo que puedas y formarás parte de la comunidad de CTXT un año. Desde 10 euros.

Si hubiera que elegir una foto que ilustrara el conflicto, nos quedaríamos con una pintada en la carretera industrial. En el mismo escenario en el que hoy cortan el tráfico a la entrada de la factoría de Navantia, en la misma que hoy prenden el fuego que tanto sorprende en Madrid y que ha provocado que por fin pongan el foco en el sur, había por entonces una pintada en la fachada con dos palabras: “Felipe cabrón”.

Aquel cabrón, en realidad, significaba traidor. Porque fue en aquellos años cuando se llevó a cabo la reconversión industrial de nuestra bahía

Aquel Felipe era González. Aquel cabrón, en realidad, significaba traidor. Porque fue en aquellos años cuando se llevó a cabo la reconversión industrial de nuestra bahía que aún hoy arrastramos y sufrimos. Porque fue en aquel momento en el que pusieron la puntilla a nuestra tierra y la condenaron a un destino de precariedad, inestabilidad laboral y a una economía basada en un sector tan estacionalizado y tan frágil como el turismo, cesto en el que colocaron todos los huevos.

La reconversión industrial que puso en marcha el PSOE y que luego ha continuado y ha profundizado el PP trajo lentamente consigo el desmantelamiento de gran parte de la industria pesada. Aunque muchos y muchas piensan que fue un tajo limpio, no fue así. Se trató de una herida que, poco a poco, con el transcurso del tiempo, sigue desangrándonos hasta llegar ahora mismo. Cuando afirmamos que ha sido necesario el humo para que nos tengan en cuenta, nos referimos a esto: a un conflicto que lleva latente más de cuarenta años. A un verano y a unos últimos meses en los que se han sucedido las manifestaciones pacíficas, en los que hemos pedido una y otra vez una reunión con las ministras de Trabajo, Industria y Economía sin recibir siquiera una respuesta. Ahora, precisamente ahora, es cuando Nadia Calviño, por fin, se ha asomado al conflicto de Cádiz y no precisamente para apoyar a las plantillas. 

En estos últimos meses, Airbus ha anunciado el desmantelamiento de la fábrica de Puerto Real. La única planta, curiosamente, que va a cerrar en toda Europa, pese a los 2.635 millones de euros de beneficios que tuvo la multinacional en el último año. Y a pesar de que ha sido una factoría modélica, con los mejores datos de absentismo a nivel mundial, apenas un 1%. El único motivo real es que se llevan la producción a Getafe, donde se han invertido 400 millones de dinero público. Pedidos y trabajo hay, lo que no existe es un reparto equitativo entre los diferentes territorios.

Por eso, la lucha que se desarrolla estos días no puede limitarse a la negociación de un nuevo convenio laboral, que también, sino que se trata de una pelea contra la precariedad sistemática a la que condenaron a esta tierra. Se trata del presente y el futuro de la Bahía. Se trata de no perder las migajas y de recuperar la esperanza. Se trata de las décadas encadenadas de pérdidas en las condiciones laborales. El nuevo convenio al que quieren someter a las plantillas no sólo no recoge ni una mínima mejora salarial, sino que, muy al contrario, propone la pérdida de poder adquisitivo, y ataca la dignidad de los trabajadores porque pretende legitimar y legalizar una situación que roza el régimen de semiesclavitud.

Contaba un trabajador del metal en un pequeño vídeo de apoyo a sus compañeros que el objetivo de las movilizaciones es “adquirir poder”, un poder traducido en derechos. El poder y el derecho a unas vacaciones sin miedo a perder el trabajo, el poder y el derecho de acudir a la mutua después de un accidente laboral, el poder y el derecho de asistir a un familiar enfermo. 

Por cierto, el vídeo al que hacemos mención lo grababa el compañero del metal a cientos de kilómetros de su hogar, porque ha tenido que emigrar para poder poner el pan de su familia encima de la mesa. ¿Lo entienden ahora?

Y estas condiciones de semiesclavitud o el cierre de una fábrica en Puerto Real son cuestiones políticas. Porque, en el caso de Airbus, por ejemplo, existe una implicación directa del Gobierno, que a través de la SEPI se sienta en su consejo de administración y que ha comprometido ayudas públicas para la misma empresa que cierra una planta modélica en el corazón de la Bahía de Cádiz. Y en el caso de Navantia, hablamos de una sociedad pública que, a base de perpetuar la subcontratación y externalizar las contrataciones, ha atomizado los niveles de los trabajadores y ha troceado sus derechos. Lo que demuestra que la violencia a veces es sistemática y de guante blanco.

Tener que mentir en el servicio de urgencias tras un accidente laboral y asegurar que ha sido un percance doméstico es violencia. No poder acompañar a un familiar enfermo en el hospital es violencia. Un sueldo que no te permite llegar a fin de mes mientras tu empresa se lleva numerosas ayudas en dinero público es violencia. La subida de la luz, el gas, el IPC mientras congelan tus ingresos es violencia. Tener que emigrar de forma regular a cientos y miles de kilómetros de tu hogar es violencia. Y esa violencia la sufren por norma, y desde hace décadas, la clase trabajadora de esta provincia. Y decimos la clase trabajadora, en su plenitud, sin excepciones. Porque en estos días de movilizaciones, se ha unido el conjunto obrero de la Bahía. Desde la naval a la aeroespacial. Desde la plantilla de Navantia a la de las auxiliares. Y qué quieren que les diga, todos los obreros y obreras no pueden equivocarse. Algo de razón tendrán.

Tener que mentir en el servicio de urgencias tras un accidente laboral y asegurar que ha sido un percance doméstico es violencia

La industria naval y aeroespacial penden de un hilo en Bahía, el sector industrial agoniza. Urge cambiar el modelo productivo y apostar de verdad por la reindustrialización. Se trata de elegir entre depender únicamente del turismo, lo que supone tener que someter a las nuevas generaciones a un chantaje permanente entre la precariedad y la emigración, o apostar por un futuro de reconversión ecológica justa, de ciencia, de innovación, de valor añadido y de empleos de calidad. Eso es lo que nos jugamos. Y es urgente.

En aquella década de los ochenta, los barrios obreros se convirtieron en bastiones de apoyo, los vecinos aplaudían desde los balcones y la ciudad se volcó a sabiendas de que se encontraba en juego el destino de toda una bahía. El jueves, desde las ventanas, volvieron a respaldarse las marchas de la gente currante. Hay cosas que, por suerte, tampoco cambian, como la lealtad de los gaditanos y las gaditanas. Borraron la pintada de la carretera industrial, pero no borraron el sentimiento de identidad y comunidad con nuestros trabajadores porque “las causas por las que luchamos son difíciles, pero tan justas que algún día las ganaremos”, tal y como dijo Diamantino García.

–––––––– 

José María González es alcalde de Cádiz.

David de la Cruz es miembro del equipo de Gobierno municipal de Cádiz.

Para entender las movilizaciones de los trabajadores y trabajadoras de la Bahía de Cádiz que sacuden hoy a la ciudad de Cádiz hay que remontarse en el tiempo. Y no una semana, con el último anuncio del cierre de la planta de Airbus Puerto Real. Ni tampoco a 2013, con los diez detenidos de Astilleros...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

José María González

Autor >

Autor >

David de la Cruz

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí