1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

  280. Número 280 · Enero 2022

  281. Número 281 · Febrero 2022

  282. Número 282 · Marzo 2022

  283. Número 283 · Abril 2022

  284. Número 284 · Mayo 2022

  285. Número 285 · Junio 2022

  286. Número 286 · Julio 2022

  287. Número 287 · Agosto 2022

  288. Número 288 · Septiembre 2022

  289. Número 289 · Octubre 2022

  290. Número 290 · Noviembre 2022

  291. Número 291 · Diciembre 2022

  292. Número 292 · Enero 2023

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

calidad vs rendimiento

João Félix: una joya depreciada

Víctima de no haber reflexionado sobre las consecuencias del destino que eligió en 2019 y de no ofrecer el rendimiento que se le exigía, el futbolista ha visto como se ha frenado la gran proyección que apuntaba cuando llegó al Atleti

Ricardo Uribarri 24/01/2023

<p>João Félix, durante un partido con la selección portuguesa. </p>

João Félix, durante un partido con la selección portuguesa. 

Cuenta de Instagram de João

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

Era su joya más preciada, una por la que había pagado 127 millones de euros, lo que suponía el mayor desembolso de su historia. De ahí que el Atleti decidiera presentar en su día a João Félix entre las obras maestras que acoge el Museo del Prado con el lema “puro talento”. Tres años y medio después, esa valiosa adquisición se ha devaluado hasta el punto de que, estando en el mercado, solo ha habido un equipo, el Chelsea, que haya apostado por él y en forma de simple cesión hasta el mes de junio. ¿Qué ha pasado para que la proyección con la que el portugués llegó al Metropolitano haya sufrido este frenazo? ¿Por qué se ha producido esta salida a mitad de temporada por iniciativa suya?

Cuando el Barcelona abonó en 2019 la cláusula de 120 millones para adquirir a Griezmann, el Atleti tenía distintas opciones: podía haber invertido todo o parte de ese dinero en distintos jugadores o hacer una apuesta importante por una promesa emergente. João había tenido una aparición fulgurante en el Benfica, donde en una temporada había anotado 20 goles con apenas 19 años, lo que llamó la atención de muchos clubes poderosos europeos. Teniendo en cuenta que era una operación viable porque el dinero que recibía con una mano lo soltaba con la otra (menos el porcentaje que había que pagar a la Real Sociedad por Antoine), y pensando que aún podía revalorizarse más en unos años, el consejero delegado rojiblanco, Miguel Ángel Gil Marín, se lanzó a por él de la mano de su agente de jugadores de cabecera, Jorge Mendes. 

Que su cotización parecía sobrevalorada lo pensaba casi todo el mundo. El Atleti fichaba una expectativa más que una realidad por muy buen año que hubiera hecho en su debut en la élite. Aun así, el riesgo parecía más deportivo que económico. ¿Era un fichaje a contra natura de la filosofía de Simeone? Podía ser, pero el dirigente debió pensar que el técnico podría moldearlo y pesó más la decisión estratégica del club de tener un jugador franquicia que cogiera el testigo que había dejado el francés que cualquier otra consideración. ¿Qué lección debe sacarse de esa decisión que tomó? Difícil sacar una conclusión definitiva cuando aún no se sabe cómo va a acabar esta historia. Puede que João remonte el vuelo y acabe siendo una operación beneficiosa para el club aunque ahora mismo las expectativas sean negativas. Hablar a posteriori es lo más fácil pero ninguna decisión aseguraba nada. Se podía haber optado por fichar a dos o tres futbolistas de menor caché o que fueran peticiones expresas del técnico y que también hubieran salido mal. Ejemplos los encontramos en los últimos años.

Cuando a juicio de Simeone ha estado centrado en el trabajo, motivado y en condiciones físicas, el técnico ha contado con él casi siempre

¿Podía haberse negado el Cholo a que le ficharan a João si no se adaptaba a su filosofía de juego? Es complicado que un técnico diga que no a un jugador con la calidad que se le atisbaba al luso por mucho que tenga algunas características que no cuadren con su ideario. Es posible que él pensara que podía hacer algo parecido a lo que logró con Griezmann, transformarlo en un jugador más completo, y además, el propio técnico ya se ha encargado de repetir que él es un hombre de club y que debe acatar aquellas decisiones que sean las mejores para la entidad.

¿Es culpable Simeone de que João no haya rendido, como le achacan algunos? Empecemos por decir que ningún técnico se tira piedras contra sí mismo. Si ve que un jugador rinde, es decisivo y su presencia suma mucho más que resta al funcionamiento global del conjunto lo va a poner siempre, por mucho que tenga alguna cosa que no le convenza. Otra cosa es que merezca la pena cambiar la filosofía del equipo por un solo jugador con el fin de que este brille más. Para que eso ocurriera, João tenía que haber demostrado mucho más de lo que lo ha hecho de rojiblanco en este tiempo, tenía que haber sido un futbolista absolutamente diferencial. Y no lo ha sido. No al menos con la regularidad necesaria.

Cabría recordar, porque mucha gente no se acuerda, que con Simeone de entrenador, João fue nombrado dos veces mejor jugador de la Liga, en noviembre de 2020 y en marzo de 2022, no hace tanto de ello. Eso le tenía que haber servido para ver que bajo las directrices de Simeone, aunque no fueran las que más le podían gustar, también podía brillar. Pero le ha faltado el sacrificio y la mentalidad necesaria para mantener ese lugar. Cuando a juicio de Simeone ha estado centrado en el trabajo, motivado y en condiciones físicas, el técnico ha contado con él casi siempre.

Negar su calidad es absurdo. Pero la sensación que ha dejado en este tiempo es la de haber sido un jugador más efectista que efectivo

Porque esa ha sido otra de las constantes en la estancia de João en Madrid. Cada vez que parecía que estaba en forma, que destacaba en una serie de partidos, como pasó, por ejemplo, en la primera vuelta de la última Liga ganada por el equipo, llegaba un parón en forma de lesión o expulsión. Ha tenido nada menos que 12 lesiones o problemas de salud, como el coronavirus, en tres años y medio, lo que le ha llevado a perderse 32 partidos por estos motivos, es decir, el 20,2% de los encuentros, estando 275 días de baja. De los 174 partidos jugados por el Atleti en todas las competiciones desde su llegada, João disputó 131, de los que en 84 fue titular. Si sumamos los que estuvo de baja nos da que Simeone dejó de contar con él únicamente en 11 ocasiones. La temporada actual, de hecho, João la comenzó con la confianza plena del técnico, que le puso de titular en siete de los ocho primeros partidos. ¿Qué pasó para que en pocos meses se torciera del todo la historia? 

La realidad es que quitando las tres asistencias del primer día en Getafe, João no volvió a producir nada en forma de goles o pases de gol para el equipo en esa sucesión de compromisos. Tras pasar inadvertido en el derbi, el Cholo decidió dejarle en el banquillo de inicio durante ocho partidos coincidiendo con que ya pudo volver a contar con Griezmann de inicio. Al quinto de ellos, tras estar calentando en la banda y no jugar ni un minuto ante el Rayo, entró en combustión y al día siguiente le pidió a Mendes que le buscara destino para salir cuanto antes. Prefirió escapar del problema antes que rebelarse, hacerle frente y demostrar que podía recuperar el sitio. 

Negar la calidad que tiene João es absurdo. Pero la sensación que ha dejado en este tiempo es la de haber sido un jugador más efectista que efectivo. Más de detallitos que de acciones que culminen en algo importante. Para un jugador con el coste que tuvo, los 34 goles marcados y las 16 asistencias dadas en tres años y medio son unos números un poco justos. Cuesta encontrar partidos en los que haya sido realmente determinante, que hayan dejado un recuerdo en la afición, especialmente en las citas importantes. 

João debería haber sabido desde antes de fichar por el Atleti que Simeone no era un técnico que fuera a cambiar su idea por él

No son pocos los exjugadores que realizan ahora labores de comentaristas que opinan que João ha tenido buena parte de culpa en que no haya triunfado como se esperaba en el Atleti. Álvaro Benito dijo en Movistar que “el único culpable de su rendimiento es él mismo. No vamos a decir que sea el Cholo ni el estilo porque oportunidades ha tenido más que de sobra. Lo que hay que pedirle es que en el día a día y en su club ofrezca un nivel top con regularidad. Si estuviera a un nivel alto cada partido, cualquier entrenador le pone a jugar. No ha demostrado lo que todos pensábamos que podía llegar a ser. Una cosa es tu potencial y otra lo que llegas a desarrollar”. El portugués Maniche afirmaba en As que “João tiene talento y potencial, pero en el fútbol actual solo con eso no llega: tienes que poner un poco más de ti, intensidad, compromiso…”. Categórico fue también Pedro Riesco en Radio Marca: “Cuando he escuchado responsabilizar de su rendimiento a Simeone me identifico con El Cholo porque estará pensando ‘¿qué coño voy a ser yo responsable de que João Félix sea un jugador que aparece cuatro minutos de los 70 que está en el césped, que haga tres filigranas y chute una vez entre los tres palos y cuatro fuera?’”.

João debería haber sabido desde antes de fichar por el Atleti que Simeone no era un técnico que fuera a cambiar su idea por él. Si no pensó en eso, mal. Y si lo valoró y aun así decidió fichar por los rojiblancos a sabiendas de lo que le esperaba, no se entiende que luego se haya quejado de ello. Por eso cabe echarle más culpa al jugador en que la experiencia no haya salido bien. Porque él fue el que dio el visto bueno a venir a Madrid cuando tenía otras opciones. En cualquier caso, que ningún equipo haya apostado por hacerse con sus servicios de forma definitiva en este mercado de invierno y que el que le ha querido cedido, el Chelsea, haya pagado unos días después 100 millones por otro futbolista, debería hacerle reflexionar. 

En el lado del haber cuenta con lo más difícil de encontrar: las cualidades. Y además tiene a su favor la edad. Es joven y le queda mucha carrera por delante. Ojalá le asesoren bien y él se de cuenta de que la solución para que su carrera coja vuelo la tiene él mismo. En el Atleti, si es que vuelve, o en cualquier otro sitio.

Era su joya más preciada, una por la que había pagado 127 millones de euros, lo que suponía el mayor desembolso de su historia. De ahí que el Atleti decidiera presentar en su día a João Félix entre las obras maestras que acoge el Museo del Prado con el lema “puro talento”. Tres años y medio después, esa valiosa...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Ricardo Uribarri

Periodista. Empezó a cubrir la información del Atleti hace más de 20 años y ha pasado por medios como Claro, Radio 16, Época, Vía Digital, Marca y Bez. Actualmente colabora con XL Semanal y se quita el mono de micrófono en Onda Madrid.

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí